mejorar la privacidad de Firefox

El 12 de abril de 2017




Hay mucha gente que sostiene que la privacidad en internet es casi una utopía, puede ser que estén en lo cierto, pero eso no implica que no levantemos murallas que se lo pongan algo más complicado a “los amigos de lo ajeno 2.0” y les resulte más difícil acceder a nuestros datos personales. Siempre se ha dicho, que una de las amenazas a la privacidad más conocidas, y extendidas, son las cookies que acaban almacenando los términos que introducimos en buscadores, las conexiones que hacemos desde determinadas páginas con nuestros perfiles en las redes sociales, etc. Toda esta traza de nuestras preferencias y hábitos, en definitiva, toda la información que generamos sobre nosotros mismos es un filón para empresas de marketing online, ya que les estamos facilitando la tarea de recabar un perfil sobre nuestros gustos y preferencias, en definitiva, les estamos realizando la segmentación de los usuarios y clientes.

Pero no solo las cookies son un riesgo, nuestro rastro también lo es. En nuestro equipo almacenamos información sobre lo que hemos estado haciendo: historial de descargas, de páginas visitadas, sesiones abiertas (Gmail, Facebook, etc), páginas en caché, etc; información que está ahí y que en caso de pérdida nos dejaría expuestos si alguien lograse acceder a ella.

Si bien es cierto que casi todos los navegadores incluyen la opción de “navegación privada”, hay que reconocer que utilizarlo en el día a día es casi imposible. A todos nos gusta tener nuestros favoritos, las contraseñas guardadas, el historial de navegación, etc, cosas que hacen que navegar sea más rápido y cómodo, sin embargo son datos que en manos ajenas podrían poner en riesgo nuestra privacidad. En este sentido, dentro de la enorme colección de extensiones de Firefox, podemos encontrar algunas que nos ayuden a mejorar la protección de nuestra privacidad, sin que tengamos que utilizar el incómodo modo de navegación privada:

•PasswordMaker: una regla básica es la de generar contraseñas que contengan letras y números, una cadena casi aleatoria que no contenga nuestro nombre, apellidos o nuestra fecha de nacimiento, en resumen, algo que sea difícil de adivinar. Esa es la teoría, pero cuando generamos una contraseña (que por cierto no deberíamos reutilizar pero que al final usamos para todo) que es complicada de adivinar, también lo es de recordar. PasswordMaker utiliza un algoritmo basado en una contraseña maestra facilitada por el usuario y que se usa como semilla en todas las contraseñas que se generen, además de la URL del sitio en el que generar la contraseña, tu nombre de usuario y otros seis factores. Lógicamente, es de vital importancia no olvidar la contraseña maestra, pero puede ser un interesante complemento para aquellos que no quieran almacenar contraseñas en su perfil del navegador y sólo quieran recordar una sola contraseña.

•Ghostery es capaz de identificar el código de 200 redes de anuncios, mostrando información relativa a los datos que éstas están recopilando, pudiendo controlar en todo momento si queremos o no que dichos datos sean enviados. También está disponible para Internet Explorer y Chrome.

•NoScript impide que el código JavaScript, Java y otros contenidos ejecutables se ejecuten en cualquier página en la que no hayamos permitido, de manera expresa, su ejecución con anterioridad. Es una barrera crucial para prevenir el cross-site scripting (XSS).

•Tor-Proxy.Net Toolbar: el Proyecto Tor es un servicio de navegación anónima bastante conocido y utilizado, pues utilizando la barra de herramientas de Tor-Proxy.Net podremos dirigir todo nuestro tráfico del navegador a través de esta red. De hecho, mediante este complemento, podremos navegar a cierto sitios web de manera anónima, manteniendo una navegación tradicional para otros sitios web o pestañas de Firefox.

•OptimizeGoogle: Google ofrece una cantidad enorme de servicios que facilitan nuestra navegación y nuestra experiencia en internet, sin embargo, al utilizarlos, les estamos permitiendo el acceso a nuestras búsquedas, nuestro correo de Gmail, vídeos que hemos visto, etc, datos que Google mantendrá durante años. OptimizeGoogle proporciona una serie de opciones para aumentar la seguridad y la privacidad mientras usamos estos servicios, como por ejemplo la navegación segura (HTTPS) por defecto en todos los servicios de Google o la posibilidad de desactivar los anuncios y el seguimiento de la navegación de Google Analytics.

Son cinco opciones interesantes para preservar nuestra privacidad sin llegar al extremo de tener que utilizar la tediosa navegación anónima.





Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies Saber más.